Hazte oír y el autobús naranja

Cualquier persona (con un mínimo de presencia en la esfera pública actual) sabe que ser “hombre” o “mujer”, va más allá de la propia apariencia física. Pongamos un ejemplo: yo mismo, que soy un hombre. Imaginemos que sufro un terrible accidente en el que pierdo el pene. Bueno, pues seguiré siendo hombre. Si por una terrible afonía, mi voz se vuelve más aguda, seguiré siendo hombre. Si mi barba sufre una repentina caída, seguiré siendo hombre. Y si, debido a una negligencia médica, voy a operarme de las muelas del juicio y resulta que me implantan prótesis mamarias, seguiré siendo y sintiéndome hombre.

Y es que la identidad de género va más allá del cuerpo que nos ha tocado tener.

En este sentido reconozco que soy un privilegiado, pues he tenido la suerte de que mi identidad de género coincida con el cuerpo que se me ha asignado, dentro de lo que la normatividad entiende como “hombre”. Pero es muy triste que haya que explicar que no es ni el pene ni la vulva lo que define lo que somos.

Ciertamente nuestra sociedad está construida en una separación binaria de la que cuesta mucho escapar. Pero poco a poco se van frenando los prejuicios. Claro que nadie dijo que no habría piedras en el camino a la tolerancia. O mejor dicho, autobuses.

autobus-hazteoir_ediima20170228_0225_23

Desde hace unos días, la organización ultra católica y ultra conservadora Hazte oír ha puesto a circular por la Comunidad de Madrid un autobús naranja, con publicidad transfóbica. Una imagen que atenta claramente contra los niños y niñas transexuales.

La asociación escuda este claro delito de incitación al odio en la “realidad biológica” (me pregunto si esta misma biología ampara el razonamiento por el cual una mujer se queda embarazada de una paloma… habría que preguntar a un médico).

cifuentesss

No obstante (todo sea dicho) la derecha política española ha sido contundente contra esta campaña. Cristina Cifuentes, Presidenta de la Comunidad de Madrid, ha asegurado en Los Desayunos de TVE: “[…] es impresentable. He puesto en conocimiento de la abogacía para ver si incumplen Ley Igualdad y no Discriminación”. Todos lo aplaudimos, aunque no debemos olvidar los estrechos lazos de la asociación Hazte oír con el PP nacional, en campaña contra las leyes de Zapatero años atrás, manifestándose contra la ley del matrimonio homosexual, la ley del aborto, la ley de igualdad, etc., antes de ir de abanderados del colectivo LGTB+.

Desde Hazte oír se defienden diciendo luchar contra las leyes de “adoctrinamiento sexual”. Qué curioso: de donde yo soy, el adoctrinamiento es decir a las personas cómo se tienen que sentir, lo que tienen que pensar o lo que tienen que ser. Irónico.

Me enorgullezco de pertenecer a uno de los países con más aceptación del colectivo LGTB+ del mundo. Somos una sociedad inclusiva y abierta, que respeta todo tipo de personas bajo el manto de la tolerancia. Pero lo que no aceptaremos son aquellos pensamientos que busquen discriminar a cualquier minoría o colectivo, especialmente aquellos cuyas cifras de bullying y suicidios en la corta edad son tan altas.

Y ya no es solo que no respetamos su opinión (PEQUEÑO RECORDATORIO: la libertad de expresión solo implica que dejemos hablar, no que respetemos lo que se diga y menos si es ofensivo), si no que esta asociación está declarada como de interés público, lo cual quiere decir que recibe subvenciones del estado que pagamos todos los españoles a través de nuestros impuestos.

No sé ustedes, pero yo me niego en rotundo a que una organización de este calibre,obtenga beneficios fiscales, si no tienen pensado cumplir la ley. 

Advertisements

7 Comments

  1. En mi pequeña mente, pienso que las personas somos eso personas, clasificadas por géneros según nuestra especie, clasificación que no es más que una formalidad, porque a medida que se descubren nuevas cosas esas clasificaciones van cambiando, lo que no pueden cambiar, son sus funciones fisiológicas, un corazón está diseñado para bombear sangre y así será, muchos perros pueden sentirse gatos y patos sentirse perros, los vemos y los dejamos por respeto ser y comportarse como ellos se sienten mejor, la verdad no afectan a nadie al igual que la comunidad LGTB que aunque fisiológicamente están clasificados de una manera, si no se sienten así nadie los puede obligar, eso no quiere decir que la afirmación del bus no sea cierta, según la clasificación de géneros, pero esta dicha con saña y eso es lo grave

    Like

  2. Acabo de mirar el Instagram y tenía que entrar.
    Es cierto que la primera campaña podía ser chocante, pero a día de hoy la transexualidad es una realidad que debemos respetar y ayudar a la integración de las personas.
    Si un transexual lee ese autobús, cómo creen que se va a sentir? Parece que en vez de evolucionar algunos involucionan.

    Like

  3. Me gustael toque con el que escribes este texto, que haces que une pueda reirse un poco, o al menos sacar una sonrisa, con un tema tan desagradable, preocupante e incluso peligroso -diría yo- como es este.
    Como pequeña nota, si me la aceptas, te comento que es preferible utilizar el término ‘transgenero’, o simplemente’ trans’, en lugar de ‘transexual’.
    Un saludo.

    Like

  4. Hola Sebastian, me llamo Alejandra y soy de Perú. Desde que tengo memoria la gente en mi país se burló de todo aquel ser diferente a lo “tradicionalmente aceptado”. Mi país esta invadido de católicos extremistas que andan repartiendo volantes de SI ERES HOMOSEXUAL PODEMOS CURARTE. Sí, vaya que ahora hasta cura le han creado. Mil y un comentarios homofóbicos a periódicos que apoyen a la comunidad LGBT. Gente intolerante. Gente que ve a personas en calzón en la televisión, pero como son heteros no hay ningún problema. Gente que no tiene valores y ese es el punto clave para que mi País progrese en el ámbito de la inclusión, quisiera que mi gente tenga educación, valores y los huevos bien puestos para aceptarse como son. Pero no. Mi gente es cobarde y sigue a las masas solo por el miedo al que dirán. Yo callé mucho tiempo pero a mis 20 puedo decir que no mas. Pretendo luchar para avanzar. Cansada estoy de tantos insultos, tanta gente pidiendo muerte para todo aquel que no siga su camino. Es amor y nada mas que amor. Somos seres humanos, estudiamos, comemos, reímos y sentimos. Son perjuicios absurdos los que hay. Esta lucha será larga pero valdrá la pena, yo quiero que mis hijos sepan que no hay que tener miedo al amor, que amor es uno y el amor, el amor no discrimina.

    Like

  5. Sebas, hasta ahora he descubierto este blog y déjame decirte que me encanta. Concuerdo contigo en todo sentido, sobretodo en esta entrada, y me parece excelente que todos aportemos nuestras opiniones respetuosas respectos a temas controvertidos, a ver si así se puede cambiar un poco la sociedad en la que vivimos, para mejor. ¡Un saludo desde Colombia!

    Like

  6. ¡Hola Sebas!
    Tiene pocos días que me he enterado de este blog (por Instagram) y me da mucho gusto que nos compartas esta faceta. Te dejo mi opinión al respecto:
    Las “nuevas” concepciones dentro del marco de la sexualidad son y siempre serán un tema de controversia, ya que los seres humanos por bastantes siglos hemos estado obligados principalmente por instituciones de alto poder como la iglesia a mantener una sola referencia sobre lo que es la verdad, lo falso, lo bueno, lo malo etc. (lo cual nos ahorro mucho trabajo de desarrollo de pensamiento) y cada nuevo significado que no coincida entre las que ya reproducimos, siempre serán rezagadas o vistas como inviables. La libertad de expresión en estas últimas décadas ha ayudado a hacer una revisión a los seres humanos de sí mismos y comenzar a cuestionarse si en realidad las verdades que nos han obligado a creer son aquellas que debemos seguir. Como resultado tenemos una lucha entre las realidades humanas y las verdades impuestas, en la primer esquina nos encontramos a seres individuales rodeados de obstáculos para ejercer su libertad y su realidad misma, mientras que en la otra esquina tenemos a una organización extremista que a base de “pruebas” (incomprobables) ha convencido a un gran numero de sujetos y eso mismo les da mayor credibilidad, son evidentes las desigualdades en su potencialidad. Así pues, mi conclusión al leer casos de chicos transgénero, homosexuales entre otros es: Habiendo allá afuera tantas personas que no poseen un pensamiento crítico que les permita darse cuenta de las realidades de otros sujetos o hasta de ellos mismos y lograr aceptar(se) seguirán siendo los de siempre quienes ganen y en su estandarte de victoria el odio y discriminación será su lema. Me da mucho gusto que haya personas como Alejandra Avalde que sin importar ha conseguido ganar esta batalla. En fin somos tantos humanos y tan diferentes que nos cuesta trabajo desarrollar nuestra propia concepción del mundo y ojo yo creo que la libertad de cualquier índole, termina donde empieza la del otro.
    Saludos 🙂

    Like

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

w

Connecting to %s